martes, 28 de febrero de 2012

SUBDESARROLLO: Criterios de Solución

Héctor Cornejo Chávez


EL CRITERIO SOCIAL CRISTIANO
Para nosotros, el subdesarrollo no es solamente un problema de producción insuficiente (aunque también es esto), como cree el criterio capitalista. Es también un problema económico de mala distribución de riqueza; es un problema socio - cultural de acceso defectuoso a las facilidades de instrucción y educación ; es un problema social y psicológico de complejos e inhibiciones producidos por la miseria y la explotación; es un problema moral de injusticia; es un problema espiritual de frustración ; es, en suma, un problema que afecta integralmente al hombre en todas sus dimensiones.

Para nosotros, la resistencia a los métodos de control de la natalidad no proviene solamente de la creencia religiosa y la pauta moral. Si se diera en los países subdesarrollados el fenómeno de que, explotados al máximo sus recursos naturales y humanos, fuese imposible mantener a la población por ser ésta excesivas, sería preciso considerar formas adecuadas y eficaces de control de la natalidad, que no significasen la comisión de actos delictuosos . Tal puede ser ya el caso de la India. Pero si, como ocurre en los países latinoamericanos, son inmersos los recursos inexplorados y tan reducida la población que - pese al aumento rapidísimo- siguen siendo países poblados, la miseria no es resultado de la superpoblación y la solución no está , por ello, en el control de la natalidad.
Es posible que, en tanto dan fruto las medidas de real corrección de la situación, algunas de control de la natalidad sean necesarias , pero de ningún modo se puede creer que en él radica la solución verdadera y permanente del subdesarrollo. Después de todo, los países altamente desarrollados de Europa, como es también el caso del Japón, son geográficamente minúsculos, soportan una población incomparable mayor a los países latino-americanos, han logrado para ella muy altos niveles de vida , no han recurrido al control de natalidad y poca autoridad tendrían para recetarla a países semi-poblados.


Tampoco compartimos , por cierto, sino que más bien combatimos con toda energía la tesis que, para segurar el capitalismo la aplicación de su solución dentro de un clima de orden y paz, haya que sofocar todo planteamiento de la injusticia motejen de “propaganda subversiva”.

Tomado de: " Democracia Cristiana y Revolución"

No hay comentarios: